comentarios opiniones

Rayos de esperanza para la transparencia de la Iglesia

  • diciembre 12, 2020

En 2009, dedicamos la edición de enero-febrero al análisis Contribución social de la Iglesia, ya lo largo de todos estos años hemos publicado varios artículos en los que hemos abordado diversos temas sobre el funcionamiento de la Iglesia Católica.

Ya hemos publicado el primer análisis de la fundación que gestiono Responsabilidad y transparencia en la Iglesia 2019 Informar sobre la transparencia y el buen gobierno de la Iglesia católica en España no ha sido tarea fácil.

A diferencia de nuestros informes anteriores, donde las instituciones analizadas eran fácilmente reconocibles, en el caso de la Iglesia nos encontramos con una realidad muy difícil de definir. Solo en nuestro país la Iglesia Católica gana más de 40.000 instituciones muy heterogéneas en cuanto a sus dimensiones, naturaleza jurídica y funcionamiento.

Podríamos optar por analizar la transparencia Conferencia Episcopal Española (CEE) que es una institución que coordina e integra la actividad de los obispos en España, pero esta opción no parecía ideal por varios motivos. En primer lugar, porque la transparencia de la CEE, aunque relevante, no era representativa de la transparencia de toda la Iglesia, así como la transparencia de la Conferencia de Rectores de Universidades Españolas (CRUE) no podía ser representativa de todas las universidades españolas. En segundo lugar, porque las prácticas de transparencia de la CEE, en general, ya están en consonancia con las normas comunes.

Ante este dilema, tomamos la decisión de tratar de entender a la Iglesia como ella se entiende a sí misma. Por eso hemos elegido la diócesis como unidad de nuestra muestra, porque, como dice el propio Código de Derecho Canónico, la diócesis forma «parte» de la Iglesia universal; todas las instituciones que forman parte de la Iglesia Católica están realmente presentes en la diócesis.

Una vez una muestra 69 diócesis españolas pasamos a la selección de indicadores. Para llevarlo a cabo, nos basamos en la experiencia de nuestros informes anteriores y adaptamos las áreas a los requisitos del Código de Derecho Canónico, así como a las prácticas de transparencia de las diócesis existentes en otros países.

El resultado final de este primer informe sobre la transparencia de las diócesis españolas arroja luces y sombras. Hay áreas en las que la información responde de manera aceptable a las expectativas de información y otras en las que el margen de mejora es importante.

La buena noticia es que, como en otros informes similares, también hemos identificado algunas entidades en este (Diócesis de Bilbao y Diócesis de Burgos) está unos pasos por delante y el resto pueden ser tractores. Estos ejemplos de las diócesis de Bilbao y Burgos son el mejor argumento para anular todo tipo de reservas y demuestran que las prácticas de transparencia están al alcance de todos.

La siguiente nota a destacar es el trabajo que la CEE ha impulsado a través de Oficina de Transparencia y Responsabilidad de Entidades Canónicas, reportando al Subsecretario de Asuntos Económicos. Aunque queda mucho por hacer, la CEE ha sido pionera en este campo, especialmente en comparación con sus homólogas de otros países.

Pero más allá de lo que se ha logrado hasta la fecha, es importante el papel que puede desempeñar en la definición de estándares de información, la promoción de buenas prácticas y la aprobación de estándares y criterios contables aplicables a todas las diócesis.

Este papel es particularmente crítico en el caso de la Iglesia Católica, que se enfrenta a complejos problemas técnicos contables a la hora de informar sobre su situación financiera y hereditaria, requiriendo una respuesta adaptada a su naturaleza y actividades y que sea homogénea para todas las diócesis. .

Es igualmente fundamental que las diócesis sean conscientes de que el esfuerzo por practicar la transparencia no es una realidad espontánea. Es necesario que cada diócesis gestionar la transparencia, Y eso significa establecer metas, asignar personas responsables y hacer un seguimiento del progreso. Sin estas medidas de impulso, será difícil mejorar.

No Comments Found

Leave a Reply